El mérito de nuestro deporte

A pesar de la crisis económica, de los recortes, de las trifulcas entre federaciones, las deudas de los clubs y la mala gestión de los recursos… nuestros deportistas están que se salen.
Después de los brillantes resultados de nuestros nadadores en el mundial de Barcelona, estamos de enhorabuena.
Si bien cuando la Roja gano el mundial de futbol alcanzamos la gloria, nuestros deportistas no se han apeado de ella, de un tiempo a esta parte está resultando habitual que nuestros deportistas escalen podiums, acaparen galardones y ocupen portadas de prensa con sus triunfos; todo eso en el marco de la crisis económica que estamos pasando, con los salvajes recortes que vienen sufriendo las federaciones, la poca implicación por parte del sector privado. Desde los de la Roja pasando por los de la invencible con los mejores tenistas españoles de la historia, campeones de automovilismo, motociclismo, vela, surf, atletismo, piragüismo, ciclismo, hasta llegar a los mas grandes (lo de grandes es literal), la Selección Española de Baloncesto que se jugará los cuartos en breve en el Eurobasket. Los chicos de la selección, los de la eñe, son clave en los diferentes equipos donde juegan; se les admira y se les quiere.
Seguro que nos darán otra alegría estos días.
¿Le extraña a alguien que nos tengan tanta tirria otros países que con partidas millonarias e infraestructuras de primer nivel no puedan con los nuestros?
Cuando por séptima u octava vez, ya no me acuerdo, suena nuestro himno nacional en el Bois de Bologne por que Rafa Nadal vuelve a ganar Roland Garros, a mi se me ponen los pelos de punta e intuyo que en su tumba Agustina de Aragón se revolverá de gusto sintiéndose vengada.